La Energía Sígnica de la Línea

Por: Arq. Gamal Michelén Stefan, Miembro ADCA-AICA.
Fundación Tebó y Charo Decoraciones
Una pintura es una construcción armónica de líneas, manchas y tonos, las primeras aportan un sentido de dirección, las segundas de equilibrio y los tonos nos proveen una visión de mayor o menor luminosidad. Sacha parece construir toda la magia compositiva con la línea, ese conjunto casi infinito de puntos que sugiere, a la manera de jeroglífico onírico, un universo que habitaba atrapado en las paredes de su cráneo y se libera en su obra. Temática fecunda de cabelleras mágicas, papalotes, barcas, mar, montañas, caballos, sol y la sinuosidad de las curvas femeninas que transmutan en mito a la mujer. Sacha Tebó, arquitecto, ecologista, pensador y apologista de la milenaria técnica de la encáustica, donde la cera es el aglutinante de los pigmentos para concebir la magia de lo fantástico y retar al espectador, o sea a nosotros, a imaginar y descifrar sus mundos interiores para dar sentido existencial a la obra de este maestro que asimiló la importancia de hacer arte por el valor del arte mismo.

La encrucijada estética del Caribe

Por: Elvis Fuentes, Doctor en Historia del Arte.
Fundación Tebó y Galería de Arte Mamey, Eddy Guzmán.
La obra de Sacha Tebó se sitúa en el cruce de varias coordenadas definitorias del arte caribeño de su tiempo. Por su iconografía dialoga con las tradiciones artísticas más consolidadas en la región, a menudo recurriendo a la simbología del cuerpo femenino como expresión de la belleza y del caballo como potencia de libertad. El mar, la playa y el litoral son motivos con los que sorprende la mirada del espectador por su enorme capacidad expansiva del espacio y la forma. Por su lenguaje artístico, Tebó se afinca en la simpleza elemental de ciertos movimientos modernistas, que buscaron resaltar el arte primigenio de los hombres en la historia y de los niños en la contemporaneidad, pero también dialoga con el Surrealismo, que fue particularmente influyente en el Caribe.

Listado de conferencias

1980 “Una isla con un litoral color chocolate”  Instituto Haitiano-Americano, Puerto Príncipe, Haití 
1989 “Encuentros de arquitectura y urbanismo” Santo Domingo, RD; Santiago, RD; Fort de France, Martinique. 
1990 “Somos fabricantes de mundos” Pontifica Universidad Católica Madre y Maestra, Santiago, RD
1991 “Somos fabricantes de mundos” Pontifica Universidad Católica Madre y Maestra, Santiago, RD
1991 “Síntesis” Pontifica Universidad Católica Madre y Maestra, Santiago, RD 
1997 “¿El marchitamiento de una isla? La agresión a la vida por una arquitectura sin vida”. Universidad Nacional Pedro Henríquez Ureña, Esquela de Arquitectura y Urbanismo, Santo Domingo, RD
1998 “El Caribe Antillano: luz, color y ritmo” Escuela de Diseño de Altos de Chavón, La Romana, RD; Grupo Transom, Centro de Cultura, Santiago, RD; Ateneo de San Juan, PR, USA
1999 “El Caribe antillano: luz, color y ritmo” Universidad Nacional Pedro Henríquez Ureña, Esquela de Arquitectura y Urbanismo, Santo Domingo, RD
2000 “Estética: primer paso hacia la alquimia del arte” Museo de Arte Contemporáneo – Alfred Zalce, Morelia, México

 

Homenaje a Sacha Tebó y a la
plástica del Caribe francófono
en el Centro León

Una conferencia sobre los signos de identidad en la plástica contemporánea del caribe francófono, a cargo de Delia Blanco precedió el emplazamiento de una obra del artista Sacha Tebó en el patio interior del Centro León.

El Centro León rindió homenaje al artista haitiano recientemente fallecido Sacha Tebó y a la plástica del Caribe francófono. En un acto titulado A la memoria de Sacha, fue emplazada en el Patio Interior del Centro León la obra Sugar de Sacha Tebó. Cedida en calidad de préstamo por la familia del artista haitiano, Sugar es una pieza perteneciente a la gran y última exposición individual de Tebó, en la ciudad de Santo Domingo, la cual fue curada conjuntamente por Delia Blanco y Sacha Tebó. Rafael Emilio Yunén, director general del Centro León, La crítica de arte Delia Blanco tuvo a su cargo la presentación al público asistente los detalles de la obra Sugar.

Previamente, se realizó en el auditorio del Centro León la conferencia titulada Signos de Identidad en la Plástica Contemporánea del Caribe francófono a cargo de Delia Blanco, quien abordó los aspectos históricos y sociales que llevaron a escritores e intelectuales francófonos y caribeños como Aimé Césaire, Patrick Chamoiseau y Edouard Glissant, entre otros, a producir un pensamiento, una poética y una estética propia, en respuestas a los valores europeizantes que en el siglo pasado intentaron mantener el control social, político y cultural en las islas de la Guadalupe y Martinica. 

Blanco estableció en esta conferencia su tesis sobre la importancia de la participación de los intelectuales caribeños en la construcción de una estética plástica y visual de los creadores contemporáneos actuales de dichas islas. Considerando, además que la palabra y la imagen liberadas, nacen de la misma pulsión, de la misma reflexión y de la investigación trazada por los intelectuales citados. Delia Blanco es egresada de la Universidad de la Sorbona de París IV, y de otros institutos de investigación europeos. Actualmente reside en Santo Domingo, donde ha sido y es profesora de diversas instituciones académicas.